Seguinos en

Novedades

Una gran colección de motos que podría ser un museo

Un fanático de las motos, que vive en Castelar, piensa abrir un museo de las dos ruedas con todos los ejemplares que tiene, que son ¡35! Conocé cómo es su historia.

Publicado

el

Un fanático de las motos, que vive en Castelar, piensa abrir un museo de las dos ruedas con todos los ejemplares que tiene, que son ¡35! Conocé cómo es su historia.

Desde su más infancia Juan Pablo Varela es amante de las dos ruedas, y esa pasión lo llevó a juntar en tres décadas 35 motos (un sorprendente promedio de más de una por año). Además es el organizador del “Rally del lejano Oeste”, en referencia a la zona oeste del gran Buenos Aires donde vive.

773 Museo particular 02

Comienza su historia recordando cuando empezó todo: “Tenía 8 años y con mis padres siempre íbamos a la famosa heladería Jamaica, sobre la Avenida Sarmiento. Ahí me sentaba y observaba con fascinación las motos que pasaban”. Cuando había cumplido los 16 años Juan Pablo se compró su primer ejemplar, fue una Lambretta 48 de 1960, comenzando con otra pasión, la mecánica y restauración de motos antiguas.

Una vez terminado sus estudios secundarios, siguió la carrera de Ingeniero Electromecánico, y según cuenta después de finalizar la universidad empezó a armar esta gran colección de motocicletas. Para ello marcó un objetivo, conseguir una moto por cada década de los últimos 100 años de historia de las dos ruedas.

773 Museo particular 03

Entre la numerosa cantidad de motos que posee se destacan algunas, por ejemplo una Nsu Quicky y una Honda Corvex. Además cuenta con varias BMW, Harley Davidson, Triumph y Vespa. Juan Pablo reconoce que no tiene una favorita entre todas ellas, pero casi siempre usa una BMW del año 60, una Harley, y algunas veces una Vespa.

El siguiente paso de este fan de las dos ruedas es restaurar a nueva una Zündapp KS 600, de 1938. Y aprovecha para contar “cuando uno reacondiciona y repara, de a poco se va convirtiendo en una especie de arqueólogo. Estudias el momento industrial en que se fabricó, el país, la clase de motores y demás detalles”. Pero su mayor sueño es abrir un museo de motocicletas, donde se pueda disfrutar de la mecánica de cada momento de la historia.

773 Museo particular 01

Al mismo tiempo, Juan Pablo que reconoce “cada vez que subo a una moto vuelvo a experimentar la misma sensación que tuve a los 16 cuando manejé por primera vez. Tuve la suerte de encontrar mi vocación desde muy chico”. Por eso organiza la juntada denominada “Rally del lejano Oeste”, para concentrar a más de 200 motociclistas, y salir a recorrer la zona.

[post_view]

Continuar Leyendo
Advertisement Ad Banner 300 x 300
Click para comentar

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Novedades

Suzuki LUCKY X: un increíble homenaje

La casa de preparadores Italian Dream Motorcycles decidió tomar una Suzuki Bandit para dejarla irreconocible. Todo para rendir tributo a la leyenda italiana del motociclismo Marco Lucchinelli.

Publicado

el

Si bien no es la primera motocicleta hecha en homenaje a Marco Lucchinelli, campeón del Mundial de Motociclismo de 500 cc, en 1981 con la Suzuki RG500. Este ejemplar asombra con los detalles y las piezas específicamente seleccionadas, que completan la preparación.

Aunque no sorprende cuando se conoce a quien realizó tamaña tarea, Sergio Giordano. Conocido en el motociclismo, actualmente trabaja en el Mundial de Superbike para el Team Pederccini. Pero por fuera de la competencia, abrió hace un año la casa Italian Dream Motorcycles, que se dedica a fabricar este tipo de réplicas.

Del origen al homenaje

La transformación de la Suzuki Bandit 1200 a la Lucky X es increíble, y se ve perfecta. Hay que destacar que los cambios realizados fueron muchísimos, todos ellos con buen final, desde los estéticos hasta los mecánicos. Uno de los elementos que se mantuvo fue el tanque de combustible, de 20 litros, así como el propulsor.

Se conservó el motor tetracilíndrico de 1147 cc, que alcanza una potencia de 118 cv; un contraste bastante fuerte con el 500 de la Suzuki RG del Mundial. Mientras que se le agregaron dos tubos al sistema de escape, para emular las cuatro salidas de la campeona.

Se añadieron piezas como las suspensiones WP, los elementos Brembo en la frenada, las llantas de magnesio firmadas por Marvic, y el instrumental de Motogadget. Además para completar, lleva calzados los neumáticos Pirelli Diablo Supercorsa, para sumar en estética y rendimiento.

Por último, lo que es imposible de destacar es el diseño, con una decoración idéntica a la RG500 con la que Lucchinelli se llevó el título de 500 cc en 1981. Se debe también al aporte en el área del reconocido diseñador Oberdan Bezzi, y la mano de Massimo Fuchs. Ambos ayudaron a Sergio Giordano, para terminar de construir a la Suzuki Lucky X, de la que se fabricaron tres exclusivos ejemplares.

Continuar Leyendo

Noticias

Faster Racer, una Triumph Thruxton que vuela alto

Modificada en un taller especializado de Rusia, esta exquisita creación se inspira en el mundo de la aviación, más precisamente en sus inicios, por pedido del cliente. Mirá la galería de imágenes y sus detalles.

Publicado

el

Un amante de las motocicletas y de la aviación llegó al taller ruso de Timokhin Custom Design (TCD), para encargar un trabajo. Quería que modificasen su Triumph Thruxton, dándoles solamente dos patrones: carreras de fin de semana y aviones clásicos.

Con esos dos aspectos, los chicos de TCD pusieron manos a la obra y crearon esta reluciente café racer. Como no era la primera vez que trabajaban sobre una Thruxton, ya tenían en la mira algunas piezas que serían reemplazadas, como las suspensiones. El exquisito diseño que finalmente luce esta Thruxton 900 Fast Racer parece increíble, pero no es cuando vemos otras creaciones de la casa, donde ha realizado hasta transformaciones extraordinarias en un maxiscooter. (Si quieren chusmear un rato pueden hacer click acá).

Le dieron alas

Las líneas de diseño fueron ideadas específicamente para determinar el aspecto final de la máquina: velocidad. Desde las proporciones del frente, la delimitación del semicarenado y el tanque, hasta llegar el colín, todo encaja perfecto, para que luzca como una flecha. Por supuesto, el minimalismo con la carencia de piezas le dan un toque de liviandad. Es decir, resulta llevar al extremo el concepto café racer, y se convierte en una con todas las letras.

Algunos de sus cambios son obvio, lo más visibles, como el tanque de combustible delgado, realizado por la casa de preparadores. El asiento fue reemplazado por un más chato, y en conjunto se recortó el subchasis. Mientras que en la parte delantera pasa por una transformación completa, con el faro de luces LED alargado, con un enrejado, recubierto y con una pequeña cúpula.

Los espejos retrovisores fueron sustituidos por unos más afilados, para quedar a tono con el resto de la máquina. Comienza con las líneas rectas delanteras y finaliza con el colín en punta. Así como el dorsal 11 le da la estirpe deportiva que necesita, en combinación con los colores rojo y plata que se destacan.

En el costado mecánico se menciona que las suspensiones se mejoraron, especialmente para las carreras de fin de semana de su dueño. La Fast Racer tiene una horquilla Marzocchi de barras anchas, más unos amortiguadores Andreani, en la delantera. Mientras que atrás luce un basculante trasero completamente nuevo, fabricado por los mismos rusos de TCD. En la frenada fue equipada con discos más efectivos, adelante aumentando a 320 mm de tamaño. Ahora van mordidos por pinzas Brembo de dos pistones.

Por otro lado, se modificó la centralita, para aumentar las prestaciones de la máquina. Además se tocó el motor, con un resultado que elevaría los 97 cv de potencia y 112 Nm de torque que tiene la motocicleta original. Los nuevos datos no son conocidos, pero es seguro que llegan más arriba que las cifras de fábrica. Cambiaron también el sistema de escape, por uno artesanal, y el filtro por un K&N.

La Triumph Thruxton pasó por este taller de Moscú, Rusia, para salir hecha un avión rojo llamado “Fast Racer”. A nosotros nos encanta, ¿y a ustedes?

Continuar Leyendo

Noticias

En una moto para el festejo del título

Las celebraciones en el mundo del fútbol a veces son bastante locas, desde bailes por un gol, hasta paseos en moto por ganar el campeonato. Sí, aunque parezca imposible, este futbolista hizo un festejo motorizado en plena cancha.

Publicado

el

Este fin de semana el Benfica debía ganar para proclamarse campeón de la liga portuguesa de fútbol. No solamente venció, sino que lo hizo de forma aplastante, con un 4-1 contra Santa Clara.

Después del final del partido se desataron los festejos del plantel, cuerpo técnico, y toda la hinchada. También celebraron los invitados especiales, como el futbolista Eliseu, que ya no juega para el club, pero estaba presente en el estadio.

Ante la mirada atónita de los presentes, el futbolista salió con su scooter a pasearse por el campo de juego. La ocurrencia fue obviamente grabada durante la transmisión del partido, y ya dio la vuelta al mundo. Fue la mejor forma que le ocurrió a Eliseu de hacer la famosa vuelta de honor en el verde césped del Estádio da Luz.

Algunos pensarán que su festejo es único, pero lo cierto es que ya había hecho algo parecido, y con la misma moto. Eliseu hace dos años atrás festejó el título del Benfica sobre un scooter, previamente decorado para ocasión. La razón es porque el portugués es un amante del motor, que no deja pasar oportunidades así para demostrar cuanto le gustan las motocicletas.

Los dos festejos

Este fin de semana Eliseu entró al campo de juego del Estádio da Luz sobre su scooter. En plena noche, pero con lentes de sol, y vestido con ropa de calle. De esa forma rodó por el césped, al tiempo que pedía el apoyo de la hincha y de sus ex compañeros de club.

En 2017, Eliseu preparó una sorpresa para todos. Un scooter decorado en conmemoración al nuevo título que había obtenido el Benfica. El jugador (vestido todavía con ropa de partido) comenzó a girar sobre la máquina, mientras el resto del equipo lo vitoreaba para siga con el festejo.

Continuar Leyendo

LAS MÁS LEIDAS